PUCV otorga condecoración “Fides et Labor” a 17 académicos por su fructífera trayectoria

El reconocimiento se otorga a un selecto grupo de profesores que, tras haber brindado testimonios de vocación y dedicación a la vida universitaria a lo largo de una fructífera trayectoria académica, se alejan de sus aulas o ya no se encuentran con nosotros.

02.07.2019

En el marco de la celebración del Día del Sagrado Corazón de Jesús, patrono de nuestra Universidad y con la presencia de las más altas autoridades de nuestra Casa de Estudios, se realizó la ceremonia de condecoración “Fides et Labor” al mérito académico, donde se reconoció la trayectoria y el aporte realizado por 17 profesores de la PUCV durante su fructífera carrera universitaria.

El acto se efectuó en el Salón de Honor y fue encabezado por el Administrador Apostólico de Valparaíso y Pro Gran Canciller de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, Monseñor Pedro Ossandón Buljevic y el rector de la PUCV, Claudio Elórtegui Raffo, junto a vicerrectores, decanos, consejeros superiores, ex rectores, directores de unidades académicas, profesores, exalumnos y familiares de los premiados.

La Condecoración Fides et Labor al mérito académico se otorga a un selecto grupo de profesores que, tras haber brindado testimonios de vocación y dedicación a la vida universitaria a lo largo de una fructífera trayectoria académica, se alejan de sus aulas o ya no se encuentran con nosotros.

Al respecto, el rector Claudio Elórtegui destacó que esta ceremonia es un hito muy importante para los que integran la comunidad universitaria y tiene un sentido de especial relevancia para los que comparten esta casa común.

“Los profesores que hoy homenajeamos impregnaron el quehacer temporal de la PUCV con la expresión de sus testimonios, con su identificación con nuestra institución, con el gran afecto que hacia ella atesoran en sus corazones. Esta Universidad es obra de todos los que la conformamos (…) Las sucesivas generaciones –entre las cuales están los que hoy homenajeamos- han cumplido un rol destacadísimo y han ido dando forma a una sólida memoria, avivando y vigorizando el calor vital de una institución sana y con una profunda vocación pública”, señaló.

Los profesores que recibieron la condecoración Fides et Labor al mérito académico fueron: Raquel Araya (Instituto de Química); Gonzalo Buono-Core (Instituto de Química);  María Inés Concha (Facultad Eclesiástica de Teología); Amelia Dondero (Escuela de Ingeniería Química); Kamel Harire (Facultad Eclesiástica de Teología); Andrés Illanes (Escuela de Ingeniería Bioquímica); Roberto Johnson (Instituto de Matemáticas); Cecilia Montt (Escuela de Ingeniería de Transporte); Sergio Novoa (Escuela de Ingeniería de Transporte); Renato Ochoa (Instituto de Filosofía); Sergio Palma (Escuela de Ciencias del Mar); James Robeson (Instituto de Biología); Reinaldo Salazar (Instituto de Matemáticas); Gabriela Verdugo (Escuela de Agronomía); David Velasco (Escuela de Ingeniería Eléctrica).

CONDECORACIONES PÓSTUMAS

De manera póstuma se otorgó la condecoración a los académicos Mauricio Puentes (Escuela de Arquitectura y Diseño) y Eugenia Colomer (Instituto de Ciencias Religiosas), los que recibieron una gran ovación de los asistentes.

En representación de los galardonados, se dirigió a los presentes el profesor Andrés Illanes de la Escuela de Ingeniería Bioquímica, quien se refirió a los conceptos “Fides et Labor” (Fe y Trabajo) “que se funden en la esencia institucional y así dotan de trascendencia a la actividad humana del trabajo”.

“Fe y Trabajo, pero también fe en el trabajo, convicción de que el trabajo es el fuego depurador que ennoblece nuestra existencia. Pertenencia, compromiso y congruencia con los nobles idearios de nuestra misión institucional, lo que es un norte y un límite al cual debemos intentar aproximarnos sin desmayo en medio de nuestras flaquezas y renuncias. Estoy cierto de que cada uno de los colegas que hoy comparten este acto de reconocimiento podrán, a la luz de sus respectivas trayectorias académicas, reconocer lo noble y hermoso de esta tarea”, concluyó.

Por Juan Paulo Roldán

Dirección General de Vinculación con el Medio